BASF Agricultural Solutions España
Agricultura

Fusarium [Fusarium sp.]

Descripción

Es un hongo ascomiceto saprófito que produce marchitamientos vasculares xilemáticos en cultivos de cereal, alfalfa, hortalizas, flores anuales, herbáceas perennes de ornamentación y malas hierbas, que puede producir la muerte de la planta. Se considera que su fase teleomorfa o sexual (en la cual se reproduce por ascosporas) es Gibberella sp (ver ficha).

Síntomas y daños

Las hojas o la parte de planta infectada pierden turgencia, se debilitan, adquieren una tonalidad amarillo-verdosa, se marchitan y mueren. Las hojas marchitas pueden estar extendidas o enrollarse. Los cortes transversales de tallos y ramas afectados muestran zonas oscuras dispuestas en anillos completos o interrumpidos de tejidos vasculares decolorados. Los vasos conductores xilemáticos son obstruidos por el hongo o por su actividad, provocando el colapso de la planta. En alfalfa, una banda café rojiza ocurre en la parte interna del cilindro central de la raíz, observándose un anillo en un corte transversal. En estados avanzados de la enfermedad, el anillo externo del cilindro central, o todo completo, puede estar coloreado. En cereales, la base de los tallos se vuelve marrón o desarrolla grandes manchas marrones; el tallo se dobla y la planta se muere; también puede afectar a las plántulas, produciendo su muerte.

Ciclo biológico

Inverna en el suelo o en restos vegetales del suelo como micelio o esporas. Infecta a la planta a través de las raíces, en las cuales el micelio penetra directamente o a través de heridas. Tan pronto como llega a la raíz, se extiende hasta los vasos xilemáticos, en donde forma microconidios que, junto con el micelio, ascienden por la planta y propagan la enfermedad. Las esporas son ascendidas por la corriente de la transpiración. Sólo produce esporas asexuales. En las plantas susceptibles los vasos se tapan y la planta se marchita. La coloración en el tejido resulta de la acumulación de toxinas producidas por el hongo. Sólo cuando se produce la muerte de la planta el hongo se propaga a otros tejidos y esporula sobre la planta muerta o en la superficie de ésta. También se puede transmitir por la semilla.

Medidas de prevención y/o culturales

En invernaderos, esterilización del suelo mediante solarización, fumigación, etc. Uso de variedades resistentes. Uso de semilla certificada. Desinfección de semillas con tratamientos térmicos. En alfalfa y cereales, su capacidad saprofítica hace que la rotación de cultivos o un laboreo profundo tengan una eficacia limitada; además, el hongo forma parte de la microflora natural del suelo.

Arriba