BASF Agricultural Solutions España
Agricultura

El cultivo del algodón en España: Principales enfermedades

Autora: María Regla Benítez

1. Importancia económica y social del cultivo

El algodón es una planta herbácea del género Gossypium, perteneciente a la familia de las Malváceas. Se cultiva de forma anual, en climas tropicales y subtropicales por su demanda en calor y humedad. Su principal destino es la producción de fibra, aunque también se obtienen aceites de semilla.

Los principales países productores son China, India y Estados Unidos. En Europa, el algodón se cultiva en Grecia y España (Tabla 1). Los rendimientos también son variables en los diferentes países (Tabla 2).

Prácticamente todo el algodón nacional se cultiva en Andalucía, mayoritariamente en regadío, en la depresión del Guadalquivir, aunque existe una pequeña superficie en Murcia.

Durante las dos últimas campañas, la superficie cultivada en Andalucía ha aumentado levemente, pasando de 65.067 ha en 2018 a 65.911 ha en 2019. En cuanto a provincias, destacan Sevilla con el 63,6 % de la superficie cultivada y Cádiz con 21,6 %, seguidas de lejos por Jaén con 7,1%, Córdoba con 6,9% y Huelva con 0,7%. El desglose provincial de superficies y fibra bruta (t) de la pasada campaña 2019 se puede apreciar en la Tabla 3.

2. Generalidades

El género Gossypium está formado por más de 50 especies, de las que se han domesticado 4 de ellas para su cultivo:

  • Especies del Nuevo Mundo: Gossypium hirsutum (fibra mediana) y Gossypium barbadense (fibra larga), que representan más del 90% de la producción mundial.
  • Especies del Viejo Mundo: Gossypium arboreum y Gossypium herbaceum (fibra corta).

En nuestro país se cultiva mayoritariamente Gossypium hirsutum, cuyo aprovechamiento principal es la fibra destinada a industria textil.

El ciclo de cultivo se desarrolla desde la siembra en los meses de Abril/Mayo hasta la recolección en los meses de Septiembre/Octubre, dependiendo de la variedad cultivada y de la temperatura. Para definir sus estados fenológicos se utiliza de forma general la escala BBCH, que divide el ciclo del cultivo en 10 estadios principales y 100 estados fenológicos (BBCH 00 - BBCH 99). De forma resumida, podemos agrupar estos estados fenológicos en fases, según la duración media de cada una de ellas, de forma aproximada (Tabla 4).

Tabla 4: Fases del cultivo y duración media aproximada

FaseDescripciónDuración
Establecimiento del cultivoGerminación y emergencia6 - 12 días
Crecimiento vegetativoDesde 5 nudos hasta aparición del primer botón floral27 - 38 días
FloraciónDesde el primer botón floral hasta abundancia de flores blancas20 - 25 días
FructificaciónDesde la primera flor rosa hasta la primera cápsula abierta45 - 55 días
RecolecciónDesde la primera cápsula abierta hasta el 85% de cápsulas abiertas30 - 40 días

3. Manejo del cultivo

El algodón necesita suelos profundos y con buena permeabilidad, por lo que realizar una buena preparación del terreno es algo fundamental. No tolera temperaturas por debajo de 15ºC, por eso la siembra se llevará a cabo cuando se alcancen al menos 15,5ºC por la mañana en los cinco primeros centímetros de suelo y cuando estas condiciones se mantengan durante los cinco días posteriores a la siembra. Es muy importante también que el terreno tenga humedad suficiente, siendo a veces necesario un riego antes de la siembra para asegurar el tempero.

La densidad de siembra media es de 150.000 plantas/ha en regadío, sembradas a una distancia de 3-5 cm y entre líneos dependiendo de la cosechadora que vayamos a utilizar.

En cuanto al riego, las fases críticas son inicio del periodo vegetativo y la floración, siendo ésta última el momento de mayor demanda del cultivo. Para conseguir unos rendimientos aceptables, en Andalucía se necesitan de media unos 5000 m3/ha de agua.

En cuanto al abonado, tendremos que tener muy en cuenta que gran parte del algodón se cultiva en Zona Vulnerable a Contaminación por Nitratos y que además, un gran porcentaje se encuentra bajo la norma de Producción Integrada. La normativa en ambos casos es prácticamente la misma, y se presenta de forma resumida en la Tabla 5.

Tabla 5: Limitación en la aplicación de fertilizantes nitrogenados

ReglamentoNitrógeno (N)Fósforo (P2O5)Potasio (K2O)Fondo1ra Cobertera2da CoberteraProhibido
Zona vulnerable<55 UF por tonelada esperada de fibra bruta  30%Planta de 10cm de alturaInicio de floraciónUsar urea en 2da cobertera y añadir nitrógeno después de la apertura de cápsulas
Producción integrada<200 UF<96 UF<96 UF30%Planta con 4 - 5 hojas verdaderas. 30 - 40%Botones florales. 30 - 40%Usar urea en 2da cobertera y añadir nitrógeno después de la apertura de cápsulas

El uso de reguladores de crecimiento está indicado para regular la altura de la planta , retener el mayor número posible de cápsulas en las ramas inferiores, ya que es en éstas donde se obtiene hasta el 80 % de la producción y para favorecer la maduración.

Por otro lado, los defoliantes, se utilizan para que la planta deje caer todas las hojas al suelo y así la fibra no se manche en el proceso de recolección.

La clave para garantizar una buena altura de planta y por tanto una buena producción, es un manejo adecuado de tres elementos fundamentales: agua, nitrógeno y regulador del crecimiento.

4. Principales plagas en algodón

Como bien es sabido, el uso de calendarios de tratamientos es una práctica totalmente prohibida. Hay que realizar muestreos periódicos (normalmente semanales), observando los síntomas que aparecen en el cultivo , realizar conteos y utilizar trampas con feromonas en determinadas plagas para controlar el vuelo de los adultos.

La Tabla 6 nos da una orientación sobre la época en la que es más común que aparezcan cada una de ellas, así como el nivel de daños (color rojo para daños muy altos, naranja para daños altos y verde para daños más leves), que nos puede servir como apoyo en el seguimiento de los muestreos de campo.

  • Heliothis: Helicoverpa armigera

Es considerada plaga principal del algodón, muy polífaga. El adulto es un lepidóptero noctuido bastante grande que hace la puesta en las hojas turgentes de la planta. Los huevos son estriados y esféricos, que se van oscureciendo hasta que eclosionan, al cabo de 3-4 días.

Los daños son provocados por la larva (agresiva, no se enrosca si intentamos tocarla) en varias generaciones a lo largo del ciclo de cultivo. En la primera generación, provoca daños en los botones florales, que llegan a caerse y en las guías. A partir de la segunda generación, provoca un agujero en las cápsulas, por el que se introducen parcialmente y hacen que éstas no lleguen a abrir.

  • Araña roja: Tetranychus urticae

Es un ácaro visible a simple vista, de color rojo y con cuatro pares de patas. Normalmente pasa el invierno en malas hierbas hospedantes en los lindes de la parcela. Los síntomas que provoca son manchas moradas en las hojas, que pueden llegar a confundirse con los síntomas por frío, y aparecen normalmente en la linde o en forma de rodales, cuando las temperaturas son altas. Un buen auxiliar y que nos puede ayudar a controlar esta plaga es Chrysoperla carnea.

Los daños que provoca son disminución de la capacidad fotosintética y en ataques graves puede incluso a llegar a defoliación.

  • Gardama: Spodoptera exigua

El adulto es un lepidóptero noctuido, que deposita los huevos en grupos, en el envés de las hojas y que eclosionan en un periodo de 3-10 días. La larva es de color verde generalmente, sin pilosidad y con una banda lateral de color más pálido.

Los daños son provocados por la larva (al contrario que Heliothis, si intentamos tocarla se enroscará) en varias generaciones a lo largo del ciclo de cultivo. Se alimenta de hojas y no de cápsulas ni de botones florales.

En general, no es una plaga que provoque grandes daños, ya que se necesitaría un nivel poblacional grande, pero si el ataque se produce en plántulas, el daño si puede ser grave.

  • Gusano rosado: Pectinophora gossypiella

Plaga importante del algodón, con varias generaciones en el ciclo de cultivo. El adulto es un lepidóptero pequeño, que deposita los huevos en los botones florales. Las larvas son blanquecinas y van cambiando a rosáceo conforme crecen. Cuando la flor se desarrolla, la larva ya está dentro de la cápsula, y aparecen los llamados “farolillos”, síntoma de presencia de la plaga en la parcela. El control del vuelo de adultos se realiza mediante trampas con feromonas.

Los daños que provoca son una vez la larva se ha comido la semilla, sale de la cápsula hacia el exterior provocando la rotura de la fibra.

  • Prodenia: Spodoptera littoralis
El adulto es un lepidóptero noctuido, que deposita los huevos (de color pardo) en grupos, en el envés de las hojas. La larva, de hábitos nocturnos, es de color negro o marrón, más voraz que la Gardama y se alimenta de hojas.

No es una plaga que cause grandes daños, porque aparece al final del cultivo, a no ser que se adelante su presencia.

  • Pulgón: Aphis gossypii

Hemiptéro presente en numerosos cultivos . Se caracteriza porque sus sifones son siempre negros, pudiendo ser el color del cuerpo diferente. Aparecen en el cultivo en épocas en las que las temperaturas no son muy altas y provocan importantes mermas en la producción. Un depredador específico de pulgón es Coccinella septempunctata. Sus larvas pueden llegar a ser de gran ayuda en el control de esta plaga.

Los daños empiezan por rodales de plantas con hojas con los bordes deformados, pequeñas y con debilitamiento general de la planta y en determinados casos llegan a provocar necrosis.

  • Earias: Earias insulana

Es un lepidóptero noctuido que realiza la puesta en las hojas tiernas y turgentes y en las brácteas de los botones florales . Los huevos son semiesféricos, estriados y azulados que van virando a gris conforme se acerca la eclosión, a los 3-4 días.

Ya que tiene preferencia por los botones florales, los daños que provoca son la caída de los mismos y en las cápsulas es característico observar los excrementos de la oruga, provocando la desecación de la misma.

Info: Todas las imágenes y tablas son propiedad/elaboración de la autora.

Autora: María Regla Benítez

Autora: María Regla Benítez

Ingeniera Técnica Agrícola, Directora Técnica en Dehesa de Espartinas, S.L.

Olivia

Olivia

Conoce más de Olivia, semillas de algodón de ciclo medioaptas para sistemas irrigados y secano

Stomp® Aqua

Stomp® Aqua

La Pendimetalina micro-encapsulada para gran variedad de cultivos

Bifilene®

Bifilene®

Insecticida de suelo con efecto “starter” para obtener el máximode producción.

Pix®

Pix®

Reguladordel crecimiento: Actúa de forma sistémica provocando la inhibiciónde todo desarrollo vegetativo indeseado.

Comanche® Plus

Comanche® Plus

Acaricida de acción rápida y persistente.

Arriba